Noticias internacionales

Venezuela vive jornada de incertidumbre, violencia y desilusión tras llamado de Guaidó para derribar a Maduro

Venezuela vivió un día excepcional. Un llamado en la madrugada de Juan Guaidó, presidente encargado, y reconocido por gran parte de la comunidad internacional, para que la gente saliera a las calles y los militares abandonaran a Nicolás Maduroderivó en una larga jornada llena de incertidumbre, de esperanza, pero también de desilusión.


El gobierno de Estados Unidos, en voz de Mike Pompeo, secretario de Estado, aseguró que Maduro estuvo hoy a punto de abandonar Venezuela, pero que el gobierno ruso lo habría disuadido de hacerlo.

El régimen de Maduro, por su parte, aseguró que, lo que llaman un intento de golpe de Estado, fracasó.

“Hoy, valientes soldados, valientes patriotas, valientes hombres apegados a la Constitución han acudido a nuestro llamado.  El cese definitivo de la usurpación empezó hoy.  Es el momento, el momento es ahora”, dijo Juan Guaidó.

Minutos antes de las 5 de la mañana, el presidente encargado de Venezuela, Juan Guaidó, inició la “operación libertad” desde la base aérea “La Carlota”, con el respaldo de militares, y acompañado por el líder opositor Leopoldo López, encarcelado desde 2014, y quien fue liberado momentos antes del arresto domiciliario en el que se encontraba.

“Los custodios se vinieron con nosotros. Estoy convencido que van a ser muchos más los que se van a sumar con nosotros”, dijo Leopoldo López, líder opositor venezolano.

Los simpatizantes de Guaidó comenzaron a concentrarse en la base aérea “La Carlota”, al este de Caracas.

A través de un tuit del secretario de Estado, el Gobierno de Estados Unidos anunció que apoyaba “plenamente al pueblo venezolano en su búsqueda de libertad y democracia“.

A las 9 de la mañana, también en Twitter el presidente Nicolás Maduro respondió que todas las regiones y zonas de defensa integral le habían manifestado su “total lealtad”. también lo respaldó el ministro de Defensa.

“Estoy seguro que este acto anda buscando derramamiento de sangre en las calles de Caracas”, indicó Vladimir Padrino, ministro de Defensa.

El gabinete de Maduro convocó a sus simpatizantes a reunirse en el Palacio de Miraflores.

Mientras que la guardia nacional se enfrentó a opositores en inmediaciones de “La Carlota”.

Tras los enfrentamientos, Guaidó se marchó hacia la plaza Francia, al este de la capital, mientras que Leopoldo López y su familia ingresaron como “huéspedes” a la embajada de Chile en Caracas, según confirmó el propio gobierno chileno.

En la tarde, entrevistado en CNN, el secretario de Estado estadounidense, Mike Pompeo, reveló que Nicolás Maduro tenía planeado salir de Venezuela.

“Tenía un avión en la pista, estaba listo para irse esta mañana, hasta donde sabemos, pero los rusos le indicaron que tenía que quedarse”, destacó Mike Pompeo, secretario de Estado de EEUU.

Minutos después, el asesor de seguridad de la Casa Blanca, John Bolton también aseguró que tres altos funcionarios de maduro se echaron para atrás luego de haberle jurado lealtad a Guaidó durante negociaciones previas e hizo públicos sus nombres y cargos.

“El ministro de Defensa Vladimir Padrino, el presidente del Tribunal Supremo de Justicia Maikel Moreno y el comandante de la Guardia Presidencial Rafael Hernández, acordaron con Juan Guaidó transferir el poder de Nicolás Maduro al presidente interino”, comentó John Bolton, asesor de Seguridad Nacional de la Casa Blanca.

Por la tarde, Leopoldo López y su familia se trasladaron de la embajada chilena a la embajada de España y el gobierno de Brasil otorgó asilo a 25 militares disidentes.

En un mensaje grabado, Guaidó se dirigió de nuevo a los venezolanos.

“Hoy, Maduro no tiene el respaldo de las fuerzas armadas. En Venezuela no hay posibilidad de un golpe de Estado, a menos que me quieran detener a mí, hoy Venezuela tiene la posibilidad de una rebelión pacífica, en contra de un tirano que se encierra en 4 paredes por miedo a darle la cara a nuestra gente”, apuntó Juan Guaidó, presidente encargado de Venezuela”, señaló Juan Guaidó.

Y fue hasta las 8 de la noche que Nicolás Maduró salió.

“Hemos venido enfrentando diversas modalidades de agresión, de golpe de Estado como nunca antes había sucedido. Nosotros ya estamos curados de espanto y de sorpresa y asumimos todo esto con nervios de acero”, dijo Nicolás Maduro.

Mientras todo esto ocurría, la televisora de línea oficialista, Telesur, reportaba que las autoridades venezolanas consideraban un fracaso lo que llamaban el intento de golpe de estado.

El Kremlin informó que el presidente ruso, Vladimir Putin, siguió de cerca las protestas y la Casa Blanca también refirió que el presidente Donald Trump estuvo al tanto de las movilizaciones.

El secretario de la organización de estados americanos, la OEA, Luis Almagro, respaldó a Guaidó.

Mientras que el grupo de lima, que integran 12 países se declaró en sesión permanente y respaldó “el proceso constitucional y popular” que emprendió Juan Guaidó.

El canciller mexicano, Marcelo Ebrard, hizo un llamado al diálogo al advertir que cuando américa latina y el caribe se dividen “nos ha ido mal”.

El presidente López Obrador reiteró su posición sobre este tema:

“Apego a nuestra constitución, no intervención y autodeterminación de los pueblos y solución pacífica en los conflictos, no intervenir en estos casos, es muy clara nuestra postura: Deseamos que haya diálogo, que se respeten los derechos humanos, que no se apueste a la violencia”.

Con información de En Punto.

LLH

admin

Conoce las últimas noticias publicadas en El Día

Related Articles

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Back to top button
Close
Close

Adblock Detected

Por favor desactive su bloqueador de ads para poder disfrutar de todo el contenido de nuestra pagina web, esta pagina web se mantiene gracias a los ads que nosotros tenemos en ella, gracias por su comprensión y siga disfrutando de todo nuestro contenido!